Si la Historia Militar o de las Fuerzas de Seguridad, te apasiona. Si la Militaría es tu afición. Si quieres conocer la Historia, sin valorar ideas ni convicciones políticas, sin tendencias, sin manipulaciones. La Historia Militar, sólo la vivida por sus principales protagonistas, los SOLDADOS que la han padecido.



Seguro que te gustará este Blog

SIGUENOS !!



TODOS LOS DÍAS...Y TAN SÓLO EN UNA ÚNICA PÁGINA. PODRÁS CONSULTAR: NOTICIAS PUBLICADAS EN LOS DISTINTOS MEDIOS, HISTORIA,
EFEMÉRIDES, PROTAGONISTAS, ANÉCDOTAS, FRASES......¡TODO SOBRE LA HISTORIA MILITAR!




miércoles, 28 de enero de 2015

GAGOMILITARIA NOTICIAS.-CUATRO MESES EN UN PENAL MILITAR ES EL CASTIGO IMPUESTO A UN GUARDIA CIVIL POR INSULTAR A UN SUPERIOR

Un guardia civil pasará cuatro meses en un penal militar por insultar a un superior
AGENCIAS@ / MADRID
Día 27/01/2015 - 18.38h

Sergio M.M. mantuvo una discusión con un sargento primero al que dijo: «Maricón, no tienes huevos, lo que me tengas que decir me lo dices a la cara»

«Maricón, no tienes huevos, lo que me tengas que decir me lo dices a la cara». Éstas han sido las palabras que han costado a Sergio M.M. (un Guardia Civil de 39 años) cuatro meses de prisión en elpenal militar de Alcalá Meco -Madrid-. ¿La razón? Se las dirigió a un superior mientras prestaba servicio en Guipúzcoa. Así lo afirma la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC), que ha denunciado la pena por considerarla injusta y anacrónica.
Los hechos por los que M.M. tendrá que ingresar en prisión se sucedieron en la Nochevieja de 2006 en las dependencias de la Comandancia de la Guardia Civil de Irún. Según establece la sentencia del alto tribunal, el condenado solía hacer las veces de cocinero en el lugar. Sin embargo, fue relevado pocos días antes del suceso por decisión de su jefe, un sargento primero de la Guardia Civil.
Días después, en la noche de autos, el sargento vio entrar a M.M. en la cocina, por lo que envió a un tercer compañero para que le informase de que no podía estar en ese lugar. Por su parte, y como señala la sentencia, el condenado «casi inmediatamente salió de la cocina y se presentó en el bar de la Unidad, cruzándolo con rapidez hacia el lugar donde se encontraba el sargento y en un estado alterado y nervioso y en un tono de voz alto, gesticulando con los brazos profirió la siguiente frase:
 'maricón, no tienes huevos, lo que me tengas que decir me lo dices a la cara, no mandes a nadie'».
El condenado fue entonces imputado por un delito de «insultos a un superior». El proceso coninúo abierto hasta ayer, día en que recibió la notificación del Juzgado Togado Militar 14 de Cartagena (Murcia). En ella se le ordena entrar en el penal militar de Alcalá Meco antes de 72 horas para cumplir una pena de 120 días de internamiento. De nada sirvió el recurso de súplica presentado por su defensa ante la Sala de lo Penal del Tribunal Militar Territorial Cuatro.

La AUGC, en contra de la sentencia

Por su parte, la AUGC -la asociación mayoritaria dentro del instituto armado- ha criticado la sentencia por considerarla desproporcionada. «Un hombre que no ha robado, ni estafado, ni agredido a nadie pasará los próximos meses de su vida privado de libertad. Su delito, haber discutido con el jefe. En pleno siglo XXI, el anacronismo de la aplicación del Código Penal Militar a los trabajadores de la Guardia Civil va a provocar, una vez más, una injusticia impropia de un país democrático y un Estado de derecho», destaca el organismo.
La asociación alega además que el condenado cuenta con doce años de servicio intachable y que su pecado es el mismo que puede cometer cualquiera en un mal día de oficina, tener unas palabras con su superior. «Esta es la consecuencia de que los trabajadores de la Guardia Civil continúen sujetos al Código Penal Militar, un sistema que actúa sobre los guardias civiles como un mecanismo represor en su relación laboral respecto a sus mandos. En cualquier otro ámbito no sería considerada ni una falta administrativa», sentencian.
En este sentido, la AUGC recuerda que el Código Penal Militar de la Guardia Civil provoca situaciones tan extrañas como esta. «Genera hechos tan difíciles de asumir por parte de la sociedad española como que, mientras los corruptos que han saqueado las arcas públicas se paseen tranquilamente por la calle, hay servidores públicos que deban entrar en un penal militar por haber mantenido una discusión», añade el grupo.
El portavoz de la AUGC, Juan Antonio Delgado, ha explicado que el cumplimiento de esta pena no tiene sentido porque nadie ingresa en prisión en España por reñir con un compañero, pero en la Guardia Civil se aplica un reglamento militar «como si estuviésemos en una situación de guerra». «No existe independencia de los órganos militares, que dependen del Ejecutivo, lo que es muy preocupante», ha concluido, tras llamar a una concentración que la AUGC ha convocado para el jueves por la mañana en la puerta del penal militar de Alcalá de Henares.

No hay comentarios: