Si la Historia Militar o de las Fuerzas de Seguridad, te apasiona. Si la Militaría es tu afición. Si quieres conocer la Historia, sin valorar ideas ni convicciones políticas, sin tendencias, sin manipulaciones. La Historia Militar, sólo la vivida por sus principales protagonistas, los SOLDADOS que la han padecido.



Seguro que te gustará este Blog

SIGUENOS !!



TODOS LOS DÍAS...Y TAN SÓLO EN UNA ÚNICA PÁGINA. PODRÁS CONSULTAR: NOTICIAS PUBLICADAS EN LOS DISTINTOS MEDIOS, HISTORIA,
EFEMÉRIDES, PROTAGONISTAS, ANÉCDOTAS, FRASES......¡TODO SOBRE LA HISTORIA MILITAR!




viernes, 14 de noviembre de 2014

AMADO GRANELL EL VALENCIANO QUE TOMO PARÍS

El héroe valenciano de París

Embajador de Francia en España, Jérôme Bonnafont, durante el homenaje a Granell, ayer el Instituto Valenciano Francés. :: Jesús montañana
Embajador de Francia en España, Jérôme Bonnafont, durante el homenaje a Granell, ayer el Instituto Valenciano Francés. :: Jesús montañana
Amado Granell, considerado el liberador parisino, ya tiene su primera placa conmemorativa después de 70 años

Era el 24 de agosto de 1944 cuando el valenciano Amado Granell, al mando de La Nueve del general Leclerc, liberaba París. Setenta años después, Granell tiene su primera placa conmemorativa oficial en España, en el patio del Instituto Valenciano Francés. «Hoy es un día de mucha emoción para mí. Es una lástima que no se hiciera antes para que mi padre (fallecido en 1972) y los suyos hubieran disfrutado de este reconocimiento en vida», relata Aurora, hija mayor de Granell. Acompañada de dos nietos de Granell, la hija del «liberador francés» -como así lo calificó el embajador de Francia en España, Jérôme Bonnafont- recordaba ayer durante el acto «que mi padre era una gran persona que luchó por la libertad».

Amado Granell, republicano de izquierdas, nació en Burriana en 1898. Vivió en Valencia, Orihuela, Alicante y Santander. Su nieta Aurora lo recuerda como el «príncipe azul». Su abuela les leía las cartas que le escribía cuando estaba en las guerras (África, Civil española y en la II Guerra Mundial). «Fue un héroe», recalcaba su nieta.

Aurora hija, que ahora tiene 84 años y casi con una energía de veinteañera, vivió en París durante un tiempo junto a su padre y su hermano ya fallecido. Al destapar la placa, sus ojos se llenaron de alegría pero también de recuerdo, quedando atrapada su mirada en el nombre de su padre. Minutos antes, Bonnafont afirmaba que «recibimos (refiriéndose a Francia) a Granell y a los suyos como uno de los nuestros». Y así quedó grabado en la historia al aparecer el burrianense en la portada del periódico LIbération al día siguiente de la LIberación de París.

Los componentes de la mítica La Nueve (2ª División Blindada de la Francia Libre) eran la mayoría de origen español, las órdenes se daban en castellano y sus tanques portaban banderas republicanas», recordaba ayer la periodista Evelyn Mesquida, autora del libro La Nueve y que viajó desde la capital francesa para el homenaje a Granell. No sólo la placa recuerda la figura de Granell, también un gran mural que representa aquel día y que ha sido creado por el ilustrador valenciano Paco Roca.
Unas horas antes, el embajador francés estuvo con la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá. Su primera visita a la ciudad y con un compromiso de «mejorar las relaciones económicas, turísticas y culturales» entre Francia y Valencia. Barberá mostró a Bonnafont su admiración por París y le recalcó que «es la ciudad más bella del mundo».





 A FONDO AMANDO GRANELL MESADO


 
Amado Granell Mesado (Burriana, 5 de noviembre de 1898-Sueca, 12 de mayo de 1972) fue un militar español del siglo XX. Participó en la Guerra Civil Española encuadrado en el Ejército Republicano Español y pasó después al norte de África, donde se enroló en la Legión Extranjera Francesa que combatió a la Alemania nazi durante la Segunda Guerra Mundial. Encabezó la columna de vehículos de la 9.ª Compañía de la 2.ª División Blindada que, integrada por republicanos españoles, fue la primera unidad militar aliada que entró en París tras su ocupación por la Wehrmacht. Como tal, apareció en la portada del diario Libération al día siguiente de la Liberación de París, reunido con el líder de la resistencia francesa Georges Bidault y el prefecto del Sena, aunque en el titular se decía que había sido el capitán Bronne «el primer francés que llegó al Ayuntamiento» de París.

Hijo de un importador de madera de Burriana, Amado Granell se alistó en la Legión Española en 1921 alcanzando el grado de sargento, aunque debió retornar al hogar familiar por motivos económicos cuando el barco de su padre se hundió durante una travesía. Después se casó con Aurora, y ambos regentaron una tienda de motocicletas en Orihuela, justo hasta el estallido de la Guerra Civil Española, el 18 de julio de 1936.

GUERRA CIVIL


En Orihuela se alistó en el Comité de Enlace Antifascista y, en septiembre en el Ejército Voluntario, formado para defender a la II República Española, donde fue destinado al Batallón de Hierro.[4] En 1937, y favorecido por su experiencia en la Legión, Granell fue ascendido a mayor, recibiendo el mando del Regimiento Motorizado de Ametralladoras, compuesto por unos 1200 hombres,[4] y que participó en la defensa de Madrid.

Más tarde, asume el cargo de comandante de la 49.ª Brigada Mixta del Ejército Popular Republicano, que defendía la ciudad de Castellón, pero que el 15 de junio de 1938 debió batirse en retirada hacia el sur ante el empuje del Ejército sublevado. Con el colapso de la República próximo, el 29 de marzo de 1939 Granell, junto con unas 2700 personas, entre civiles y combatientes, embarcó en el puerto de Alicante en el buque mercante Stanbrook, que les trasladó a Orán, en la Argelia francesa

SEGUNDA GUERRA MUNDIAL

Tras una estancia en los campos de concentración establecidos por las autoridades coloniales francesas, Granell y otros ex-combatientes fueron liberados tras la Campaña del Desierto Occidental por las fuerzas anglo-estadounidenses. A continuación, y junto con unos 7000 soldados republicanos, se alistó en la Legión Extranjera Francesa. Fue enrolado en el Regimiento de Marcha del Chad, que más tarde fue integrado en la 2.ª División Blindada, al mando del general Philippe Leclerc, en la que se contaban unos 2000 españoles.



La 2.ª División Blindada fue trasladada a Inglaterra donde, tras un período de entrenamiento, debía pasar a Francia después del Desembarco de Normandía. El 1 de agosto de 1944, la 9.ª Compañía del Regimiento de Marcha del Chad, compuesta por combatientes españoles, en la que se encontraba encuadrado Granell, desembarcó en la playa Utah. Tras un accidentado avance hacia París, frenado por la resistencia alemana en Écouché, el regimiento se encontró a las puertas de París el 24 de agosto. Entonces, el general Leclerc, y por una cuestión de honor, ordenó al capitán Raymond Dronne, quien comandaba la 9.ª Compañía, que fuera su unidad quien, sin esperar órdenes del mando aliado, entrase primero en la ciudad anticipándose a las fuerzas estadounidenses. Así, a las nueve de la noche, dos secciones de la 9.ª Compañía, una de ellas encabezada por Dronne y la otra por Amado Granell, compuestas por 120 hombres y 22 vehículos, entraron en la capital francesa llegando hasta el ayuntamiento. Allí Granell se reunió con el líder de la resistencia, Georges Bidault que ya se había instalado allí. La imagen fue captada por un fotógrafo y al día siguiente apareció en la portada del diario Libération.

Tras la liberación de París, La Nueve fue trasladada al frente alemán, donde participó activamente en la toma del Nido del Águila, el refugio vacacional de Adolf Hitler en los Alpes Bávaros. De los 144 hombres que componían la 9.ª Compañía cuando desembarcó en Normandía, únicamente 16 sobrevivieron a la guerra. 96 de sus fallecidos fueron excombatientes republicanos españoles.

Después de la guerra, Granell recibió la Legión de Honor de manos de Philippe Leclerc, y rechazó una oferta de ascender a comandante del ejército francés por tener que adoptar para ello la nacionalidad francesa.

Por la gran relevancia alcanzada en Francia, actuó como intermediario entre políticos monárquicos y republicanos españoles en un plan auspiciado por Estados Unidos y el Reino Unido que intentaba situar a Juan de Borbón, pretendiente del trono español, como jefe del Estado. Con este propósito y en representación de Francisco Largo Caballero, Granell se reunió en Lisboa el 4 de abril de 1946 con José María Gil Robles, en un primer acercamiento.

 La operación fracasó tras el acuerdo alcanzado entre Don Juan y el General Franco, que pactaron que el hijo de aquel, el príncipe Juan Carlos, fuera el futuro jefe de Estado. Tras este fracaso, que minó todas las esperanzas de Granell de derribar la dictadura franquista, abandonó por completo la vida política.

En 1950, abrió un restaurante en París, que se convirtió en punto de encuentro de los republicanos españoles. Regresó más tarde a España, donde residió en Santander, Valencia y, finalmente, Alicante. Falleció en un accidente de tráfico cerca de la localidad valenciana de Sueca, el 12 de mayo de 1972, precisamente cuando se dirigía al consulado de Francia en Valencia, para gestionar el cobro de un subsidio por sus servicios como oficial del ejército francés.


COMPOSICION Y ARCHIVO FOTOGRÁFICO


No hay comentarios: