Si la Historia Militar o de las Fuerzas de Seguridad, te apasiona. Si la Militaría es tu afición. Si quieres conocer la Historia, sin valorar ideas ni convicciones políticas, sin tendencias, sin manipulaciones. La Historia Militar, sólo la vivida por sus principales protagonistas, los SOLDADOS que la han padecido.



Seguro que te gustará este Blog

SIGUENOS !!



TODOS LOS DÍAS...Y TAN SÓLO EN UNA ÚNICA PÁGINA. PODRÁS CONSULTAR: NOTICIAS PUBLICADAS EN LOS DISTINTOS MEDIOS, HISTORIA,
EFEMÉRIDES, PROTAGONISTAS, ANÉCDOTAS, FRASES......¡TODO SOBRE LA HISTORIA MILITAR!




lunes, 25 de enero de 2016

UN TAHILANDÉS EN LA ACADEMIA DE CABALLERÍA

EN ESPAÑA CADA MILITAR SABE SU COMETIDO Y ESO DA ESTABILIDAD 

 Ratchapark Sungkasudi, militar tailandés que se forma en la Academia de Caballería de Valladolid.

Ratchapark (Bangkok, 1988) apenas lleva cuatro meses en Valladolid donde espera finalizar su periodo formación y obtener en julio el despacho de teniente de Caballería. Integra la docena de tailandeses que se forman en las Fuerzas Armadas españolas, gracias a un acuerdo entre ambos países, después de que se vendiera a Tailandia armamento y se ofreciera la posibilidad de que algunos de sus futuros oficiales se adiestrasen también en la Armada y en el Ejército del Aire. Otros 17, que son sus compañeros oficiales, son españoles.

–¿Un tailandés en la Academia de Caballería de Valladolid?
–Sí. Llegué a España gracias a una beca que me permite formarme en el Ejército español, para luego regresar a mi país. Ingresé en las Fuerzas Armadas tailandesas con 18 años, y por las buenas notas he tenido la posibilidad de venir a España. Allí pasé tres años de formación militar y ha sido aquí cuando he elegido la especialidad de Caballería. En los últimos cuatro años he estado en la Academia General de Zaragoza.

–En el mes de julio saldrá con el empleo de teniente.
–Efectivamente, pero además con el título universitario de ingeniería y organización, de acuerdo con el Plan Bolonia. En España llevo seis años, de los cuales uno tuve que participar en un curso de idioma.
–¿Qué resaltaría de su formación en centros militares españoles?
–Me llama la atención sobre todo el compañerismo y la amabilidad. Incluso aquí he aprendido a salir de fiesta (risas). Como y duermo durante todo el curso en la Academia de Caballería.
–Y, ¿cuándo ve a la familia?
–Solo regreso a Tailandia en verano. Entonces veo a mi padre, profesor de Química, y a mi madre.
–¿Qué diferencias ha visto entre el Ejército español y el de su país?
–Quizás la profesionalidad. En Tailandia todavía existe el reemplazo y cada dos años hay que volver a formar a los que entran. En España, cada militar sabe su cometido y eso da mayor estabilidad. Otra diferencia está en el armamento. En mi país los equipos son de Rusia, Ucrania o Estados Unidos, mientras que en España los medios y tácticas son mayoritariamente europeos. Respecto a la disciplina, es más o menos igual. Allí la participación de la mujer se limita a un trabajo de oficinas, pero no al campo de batalla. Me he llevado una sorpresa al ver como las integrantes femeninas están implicadas en las Fuerzas Armadas.

EL NORTE DE CASTILLA

No hay comentarios: