Si la Historia Militar o de las Fuerzas de Seguridad, te apasiona. Si la Militaría es tu afición. Si quieres conocer la Historia, sin valorar ideas ni convicciones políticas, sin tendencias, sin manipulaciones. La Historia Militar, sólo la vivida por sus principales protagonistas, los SOLDADOS que la han padecido.



Seguro que te gustará este Blog



TODOS LOS DÍAS...Y TAN SÓLO EN UNA ÚNICA PÁGINA. PODRÁS CONSULTAR: NOTICIAS PUBLICADAS EN LOS DISTINTOS MEDIOS, HISTORIA,
EFEMÉRIDES, PROTAGONISTAS, ANÉCDOTAS, FRASES......¡TODO SOBRE LA HISTORIA MILITAR!




jueves, 4 de febrero de 2016

EL ESTADO ISLÁMICO ASESINA A UN NIÑO DE "10 AÑOS" QUE SE UNIÓ A LA POLICÍA AFGANA PARA VENGAR A SU PADRE

Wasil Ahmad, de 10 años, niño soldado asesinado por los talibán. TWITTER
Wasil Ahmad se unió a la policía local afgana después de presenciar la muerte de su padre y liderar un contraataque contra los insurgentes

Se llamaba Wasil Ahmad, tenía sólo 10 años y después de que la policía afgana lo declarara "héroe" por participar "honorablemente" en combates contra los talibán éstos lo han asesinado en la capital provincial de Tirin Kot, en la provincia de Uruzgan, al sur de Afganistán, semanas después de que decidiera abandonar la policía local y centrarse en sus estudios.
"Wasil Ahmad fue abatido cuando estaba de camino a la escuela", según informaron fuentes gubernamentales a AP, pero fuentes policiales en Uruzgan han confirmado a EL MUNDO que "en ese momento sólo fue herido y trasladado al hospital, donde un hombre sin identificar le disparó dos veces en la cabeza".
La triste historia del niño "héroe" es también una historia de venganza. Wasil Ahmad decidió coger un fusil Ak-47 casi más grande que él cuando hace aproximadamente un año su padre, miembro de la policía local afgana, fue abatido durante un combate con los talibán en el que, tras presenciar la muerte de su progenitor, el niño "héroe" luchó "como un milagro", según explicó su tío, el mulá Abdul Samad, ya que fue Wasil quien "lideró el contraataque contra los talibán disparando granadas propulsadas RPG desde una azotea", añadió.
Desde entonces "el niño había luchado en numerosas ocasiones contra los insurgentes", según explicó el jefe policial de Uruzgan, Rahimullah Kahn, e incluso había "liderado durante 44 días" la unidad de la policía local al cargo de su tío después de que éste resultase herido, según añadió el mulá Abdul Samad.

El tío del chico hacia tiempo que estaba en la mirilla de los talibán ya que, según el jefe policial de Uruzgan, "había sido uno de los más fuertes comandantes insurgentes en la zona hasta que decidió cambiar de bando y aliarse con el Gobierno", que poco después lo nombró jefe policial del distrito de Khas.

Los niños soldado nutren las filas de ambos bandos

El uso de niños soldado en Afganistán es ilegal pero según la organización Child Soldiers International "tanto el Gobierno afgano como los insurgentes han estado reclutando niños durante años". Algo que, por otro lado, no preocupó a Rahimullah Kahn que después de declarar a Wasil "héroe afgano" lo desfiló por la capital provincial ante las cámaras de televisión llevando el uniforme de la policía local.
El asesinato de Wasil Ahmad ha tenido poca resonancia en Afganistán, algo poco común ya que el Gobierno de Kabul y su maquinaria propagandística suelen hincar el diente a cualquier oportunidad para aumentar su maltrecho apoyo popular. Pero este caso es distinto ya que prueba que a pesar de haber firmado diversos tratados contra el uso de niños soldado en el conflicto, la Administración del presidente afgano, Ashraf Ghani, sigue permitiendo el uso de menores como combatientes.
"La policía nacional y la policía local afganas están reclutando a niños para combatir contra los insurgentes", según se lee en el informe que Child Soldiers International entregó el pasado 15 de junio al Consejo de Seguridad de la ONU. Para ello estas organizaciones de seguridad "utilizan el sentido del honor familiar, las arengas patrióticas y el honor" como cebos para atraer a muchos niños que viven en la más extrema pobreza.
Asimismo, el informe describe como en los puestos policiales de Tirin Kot, donde Wasil Ahmad luchó para defender al Gobierno que le dio un fusil de asalto, estaban "compuestos por muchos policías y soldados que admitieron que tenían menos de 18 años", la edad mínima para alistarse en los cuerpos de las fuerzas de seguridad afganas.
Estos niños soldado "estaban realizando todas las tareas que corresponden a un oficial de policía y que incluyen garantizar la seguridad en los puestos de control", a menudo atacados por los talibán, "y entablar combate con los insurgentes" allí donde sea destinados.
Por su parte, el portavoz de la Comisión Independiente por los Derechos Humanos en Afganistán, Rafiullah Baidar, ha culpado "tanto a la familia como al Gobierno afgano y a los talibán" por la muerte del chico. La culpa talibán es evidente, pero Baidar quiso hacer hincapié en que a pesar de que el niño quiso "tomar las armas tras la muerte de su padre, es completamente ilegal que la policía lo aceptase para luego declararlo héroe y desfilarlo en público revelando su identidad".
De esta manera, Baidar quiso indicar que la maquinaria propagandística empleada en Uruzgan con vídeos y fotografías de Wasil Ahmad recibiendo honores y flores que circularon en las redes sociales afganas masivamente, han facilitando a los talibán el asesinato que ya han reclamado arguyendo que han matado a "una marioneta de las milicias". Una "marioneta" que vino al mundo durante una guerra que empezó antes de que naciera y que se lo ha llevado a la tumba con 10 años.

MUNDO

No hay comentarios: